fbpx

El regreso de Sergio Maravilla Martínez está más cerca y se viene un viejo rival

El regreso de Sergio Maravilla Martínez está más cerca y se viene un viejo rival

El quilmeño, que no combate desde hace cuatro años, desafió al mexicano Julio César Chávez y hasta le puso fecha a la pelea. Ya consiguió que le rehabilitaran su licencia.

¿Por qué? ¿Por qué a los 43 años? ¿Por qué después de más de cuatro años de inactividad? ¿Por qué después de una despedida sumamente deslucida? Seguramente en la cabeza de Sergio Maravilla Martínez estarán las respuestas a esas preguntas. El quilmeño, ex campeón mundial superligero y mediano del Consejo Mundial de Boxeo, abrió la puerta para volver a combatir profesionalmente antes de fin de año.

Hasta el momento, se trata apenas de un desafío expresado a través de las redes sociales en respuesta a una propuesta del mexicano Julio César Chávez junior, a quien Martínez batió por puntos el 15 de septiembre de 2012 en Las Vegas en una pelea inolvidable y con el título mundial del Consejo en juego.

“Me gustaría que Sergio Maravilla Martínez me diera la revancha que nunca tuvimos. Nunca es tarde”, expresó el hijo de la gran leyenda mexicana. “Exacto, nunca es tarde y volvería a pelear solo por esa revancha. ¿Aceptas? ¿Estás seguro? Te propongo noviembre”, retrucó el argentino.

Suena descabellado pensar que Martínez regrese al pugilismo profesional en este momento. Su último combate, en el que fue vapuleado por el puertorriqueño Miguel Cotto (le ganó por nocaut técnico en el 10° round) el 7 de junio de 2014 en el Madison Square Garden de Nueva York, pareció una sentencia definitiva.

Esa noche, el quilmeño, con su movilidad notoriamente limitada por una lesión ligamentaria en su rodilla izquierda, fue derribado tres veces en el primer round, fue golpeado hasta más no poder durante los ocho capítulos siguientes y no salió a combatir en el décimo.

Después de varias idas y vueltas, en junio de 2015 confirmó su retiro a través de Twitter. “Ya cumplí 40 años, se me notan las arrugas y el pelo se me está cayendo. Ya soy un exboxeador, mi rodilla está destrozada”, había admitido un mes antes en una entrevista con el diario La Nación.

Desde entonces, emprendió nuevos desafíos en distintas ramas empresariales, algunas vinculadas al pugilismo, como una cadena de gimnasios y una empresa promotora: Maravillabox. Además incursionó en la actuación, especialmente en un espectáculo teatral de monólogos.

Justamente la actuación fue la que lo acercó nuevamente al boxeo. El quilmeño participará en una película, para la cual debió ponerse nuevamente en forma. “Le pidieron que bajara de peso y cuando se puso a entrenarse, cada vez más fuerte, me comentó que se sentía bien, que la rodilla estaba perfecta”, contó su antiguo promotor, el uruguayo Sampson Lewkowicz, en declaraciones realizadas en Radio La Red.

La decisión de Martínez parece firme. Por lo pronto, la semana pasada la Federación Argentina de Boxeo le rehabilitó la licencia para combatir profesionalmente luego de que se sometiera a los controles médicos de rigor. En caso de que quisiera pelear fuera del país, tendría que solicitar una excepción ya que el reglamento de la FAB establece que solo puede concederse ese permiso a un púgil que realizó al menos dos combates en los últimos 12 meses.

El desafío ante Chávez ya está planteado y con una fecha bastante próxima. Para ello, si el combate se realizara en Estados Unidos, Martínez también tendría que conseguir el permiso de la comisión atlética del estado en el que se organizara la velada.

Antes de la fecha propuesta por el argentino para la hipotética revancha, Chávez tiene otra pelea pactada: el 7 de septiembre se medirá con el estadounidense Sergio Mora probablemente en Los Ángeles.

El mexicano, quien también ostentó el cetro mediano del Consejo, subió a un cuadrilátero por última vez hace 14 meses: fue derrotado claramente por su compatriota Saúl Canelo Álvarez en Las Vegas. Tras ello sugirió que se retiraría del pugilismo rentado, aunque ahora parece decidido a continuar en actividad.

Fuente: Clarin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *