fbpx

Cornejo dice que en tres años de gestión bajaron los delitos

Cornejo dice que en tres años de gestión bajaron los delitos

El gobierno provincial de Alfredo Cornejo transita su último año de gestión, y comienzan a trabajar en los balances. La semana pasada, el mandatario valoró el ascenso de una mujer (Cecilia Argones) al rango de comisaria general, y a su vez dio datos sobre una baja en el delito con respecto al 2015, último año en que el peronista Francisco Pérez estuvo al frente de Mendoza. Sin embargo, desde la oposición dudan sobre una mejora en la seguridad.

Según sostuvo Cornejo, este año será “más exigente con la Policía para lograr mejores resultados, porque “no tiene excusas” y expresó que cada vez está más profesionalizada y también cuenta con un mayor y mejor equipamiento.

El Gobernador indicó que “hubo mejorías en estos tres años” y puso como ejemplo la tasa de homicidios, en la que en 2014 fue de 9 cada 100.000 habitantes, mientras que en 2018 fue de 5,3, más baja que la del promedio de la Argentina, que es de 6,6″.

Además agregó que en robos agravados, hubo una baja en un 45% respecto al 2016, que “surgió del plan que pusimos en marcha en el 2015 y que se está ejecutando, como los cambios en el Código Procesal Penal (CPP)con respecto a la prisión preventiva”.

Los Andes consultó al ministro de Seguridad, Gianni Venier, quien aseguró que el Gobierno se encargó de profesionalizar a la policía, “que se recibe con más estudios y aprendizajes”, lo que “ayuda a mejorar la seguridad”.

También expresó que las juntas de ascensos policiales antes se hacían con una “gran influencia política”, y acotó: “Se eliminaron los ascensos extraordinarios, por lo que ahora es el propio organismo el que se regula a sí mismo”. 

Volviendo a las modificaciones en el CPP, el funcionario indicó que ayudó a “terminar con la puerta giratoria”, ya que si bien provocó un aumento en la población carcelaria de 3.700 a 4.600, “provocó también una baja notable de delitos mensuales”.

No obstante y según Venier, esto no fue por un aumento de policías sino al contrario, ya que “se mejoró su equipamiento, entrenamiento y se agregaron móviles”. De hecho, en diciembre del 2015 había 9.900 efectivos mientras que ahora hay 9.500. 

“Hemos nombrado en los tres años de gestión 1.600 policías, por lo que se han dado de baja 2.000. La mayoría fueron retiros y jubilaciones, pero también hay casos de exoneraciones y cesantías”.

En tanto, destacó que el desafío para este 2019, además de mejorar las cifras en seguridad es, entre otras cosas, avanzar contra los desarmaderos y así luchar contra el robo de ruedas y vehículos. También puso énfasis en la aplicación del Código de Faltas, instalación de cámaras de seguridad y las capacitaciones en las cárceles.

Dudas de la oposición

El diputado peronista Mario Díaz, de la Bicameral de Seguridad, dijo que no han accedido a los resultados de las políticas de seguridad del Gobierno,pero aclaró que el peronismo trabajó para que esto sea una Política de Estado, al “proporcionar todas las herramientas que necesitó Cornejo para equipar a la Policía. 

“Acompañamos la Emergencia en Seguridad y aprobamos endeudamiento para la compra de equipamiento y la reparación de las comisarías. Hemos brindado lo necesario para enfrentar al delito”, afirmó Díaz. No obstante y ante el mensaje del Gobierno, el legislador indicó que en Mendoza la inseguridad es “uno de los problemas más importantes junto con el económico”, por lo que dudó de que la provincia sea más segura.

“Entiendo que la crisis ayuda a que suba el delito y sería absurdo negar la crisis”; frente a los datos, sostuvo que “la mayoría no denuncia los robos porque saben que van a perder tiempo”.

Fuente: Diario Los Andes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *